lunes, 18 de agosto de 2008

Escultura de espuma

Hay algo que me da apuro confesar vistos los megablogs de Petunia, WeLoveCrafts o Elena Relucio pero que no puedo esconder por más tiempo: soy nefasta con las manos. Cualquier tipo de manualidad, por simple y básica que sea, me sobrepasa, aunque como en el caso de la cocina, disfruto muchísimo descubriéndolas. Recuerdo que en clase de costura no daba aguja con hilo mientras mis compañeras hacían maravillosos tapicitos de punto de cruz o bordaban pañuelitos con sus iniciales que eran el orgullo de sus madres; con el compás no me fue mejor y jamás logré hacer una circumferencia sin que la tinta china maldita se corriera por todo el papel. Ni siquiera el dibujo a lápiz se me ha dado bien, aunque es cierto que con el paso del tiempo he ido perdiendo la vergüenza porque me gusta bastante dibujar a boli historias cotidianas donde siempre salimos los mismos: A., Mr. Átomos y yo misma. En lo único que soy realmente buena es en saber cómo sacar el mejor partido de cosas por las que la mayoría no darían un céntimo, aunque éso no tiene mucho mérito porque a menudo simplemente se trata de dar con una buena combinación.

Ahora que está A. en el mundo hago alguna incursión con él en el maravilloso mundo de las manualidades. El otro día, sin ir más lejos, estampamos su manita en pasta moldeable y estoy orgullosísima del resultado, aunque la mitad del mérito la tiene un niño de doce meses... En fin. Éso no es óbice para que admire casi tanto como a l@s científic@s a l@s artistas y artesan@s que saben esculpir pequeñas o grandes obras de arte sin necesidad de máquinas o simuladores 3D. De ahí que este elefantito me haya parecido lo más lindo del mundo, por su sencillez y su rotundidad, por la humildad de los materiales y porque lo han hecho unas manos sin más ayuda que la imaginación.

Sirva esta entrada como homenaje a l@s artistas que moldean-cosen-customizan-bordan-esculpen-tejen cualquier material con sus propias manos, ya sea fieltro, lana, espuma o plástico, y también a l@s que dibujan creando mundos maravillosos llenos de fantasía y color.

3 comentarios:

elena dijo...

bonito post! gracias :)
yo nunca fuí mañosa haciendo ganchillo o bordados, y creo que
saber sacar el mejor partido de las cosas, es una cualidad estupenda!
ese elefante es una monada!
bonito blog
_un saludo

Veronica TM dijo...

bueno, mil gracias! que palabras tan dulces que dejaste en mi blog y aca tambien.
pienso igual que elena con respecto a sacer partido de las cosas, combinar no es facil. {y no conocia el blog de elena, asique gracias por presentermelo!}
que lindo que lo tenes a A para incursionar el este mundo {ya vas a ver que con el tiempo el mismo te lo va a pedir}.
ese elefante es una dulzura!

formentera dijo...

gracias chicas por vuestras palabras. Me alegro de haber sido la responsable de que os conociérais. Algo teneis en común, y es que combinais perfectamente ;)

Abrazos!